El mundo del turf se basa fundamentalmente en dos aspectos; el ego y el juego. Ego de los propietarios de logar tener “el mejor” caballo, o incluso de criar un campeón, al que se suma los aficionados que ponen a prueba su capacidad de adivinar el resultado de una carrera determinada. Y dentro de esas dotes de visionarios, en los países anglosajones goza de mucho predicamento el intentar dar con el ganador de las clásicas cuando los futuros protagonistas ni han cumplido los tres años, en los llamados antepost. Pues bien, hoy nos vamos a aventurar a dar el premio a un potro que ha ganado un maiden sin más relevancia y en un lote que no parece excesivamente fuerte. Hablamos de Planteur Davier, que con el mejor de los estilos ha logrado su primera victoria. Físico, origen y proyección avalan a este pupilo del Duque, y propiedad de Cocheteaux. Una firme apuesta para el 2018, al otorgamos nuestro premio semanal. Nosotros vamos con él.

- Publicidad -Campaña Housers 728x90

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here