Nos encontramos ante una de las ediciones del Memorial con un mayor nivel medio que recordamos en mucho tiempo. Los reenganches nos han regalado la visita de dos ejemplares que vienen de codearse con grandes caballos en París, además de la participación ya confirmada de los dos primeros del Gran Premio de Madrid, y algún que otro partant que puede dar la sorpresa. Todo ello en una carrera que promete hacer las delicias de los aficionados que se den cita en el Hipódromo de la Zarzuela el próximo Día de los Campeones.

-Molly King: Este hijo de Lando ha sido definitivamente reconducido hacia al fondo, pero no debemos olvidar que es ganador sobre 1.300 metros, por lo que su alta velocidad inicial le hace favorito para hacerse con la punta. Su valor francés no da ni por asomo para disputar un Listed con garantías, y aunque se dejará ver, parece harto complicado que pueda rentabilizar el viaje desde el sudoeste francés.

-Mr Axel: Otro que parece un tache rápido, ya que viene de ser quinto de Tuvalu recibiendo tres kilos de este. Nunca ha confirmado todo lo que se esperaba de él, y aunque puede encontrar su carrera este otoño, hoy es imposible incluirle en el pronóstico.

-Parsifal: Caballo delicado y con clase a partes iguales, ya que al final de sus cuatro años va a disputar únicamente su octava carrera. Pese a su corta experiencia en la pista, ha firmado actuaciones de auténtico mérito. Especialmente remarcable fue su segundo puesto en el pasado GP de Madrid; poniendo en serios aprietos al todopoderoso Tuvalu, y dando la sensación de poder haberse hecho con el triunfo. No corrió la Copa de Oro pensando exclusivamente en esta carrera, y ya ha demostrado que los largos periodos de inactividad no le suponen ningún inconveniente. No obstante pensamos que este lote le va a llevar al límite, y puede volver a pagar su falta de experiencia.

Portobelo: Ejemplo de caballo complicado que necesita un trato especial para poder dar lo mejor de sí. Ha pasado de llegar a 23 cuerpos en un hándicap a presentar su candidatura a una de las carreras más importantes de nuestro calendario. Viene de desclasar a un lote que sin ser nada del otro mundo tenía un nivel aceptable. Seguramente la prueba le venga un poco pronto en su proceso de recuperación, pero habrá que seguirle con atención para próximas.

Tuvalu: Otro magnífico ejemplo de gestión de un caballo por parte del Duque con este hijo de Shirocco, al que no solo ha conseguido hacer regresar a las pistas con garantías tras una grave lesión, sino que le ha guiado hasta dar ese valor tan alto que prometía en sus inicios. La pista no va a estar blanda como temía su preparador, y las sensaciones que transmitió en la preparatoria no pudieron ser mejores. Urbina le iba a elegir por delante de Avenue. No se cae de la gemela.

Glade: Que una yegua que haya entrado a seis cuerpos en un Grupo II en París hace solo seis meses venga a nuestro país es, ante todo, una magnífica noticia; además de un gran aliciente para asistir a las carreras el domingo. Tiene pinta de que esta puede ser su mejor distancia, y gusta de correr cerca de la punta, algo que estas jornadas está resultando vital. Ferland sabe muy bien lo que hace, y el que no cuente con ella para todo lo va a lamentar.

Galikeo: Y ahora un ex Wertheimer…¡vaya lujo! Este hijo de la gran Galikova viene de enfrentarse a lotes tremendamente duros, que pueden haberle pasado factura mentalmente. Por valor tiene tantas opciones como el que más, y confiamos mucho en el gran Mauri para convertirle en una auténtica referencia del turf nacional. Para empezar le quitan las anteojeras, y le suben a Jose Luis Martínez. No parece mal comienzo, pero desde ya nos lo jugamos a antepost del Villamejor.

Zascandil: Caballo pesado que necesitó del mejor Fayos para imponerse en la preparatoria para los 3 años. Si lloviera mucho subiría grandes enteros, pero de momento no ha dado valor como para poder entrar en la lucha en este durísimo lote. Opción secundaria.

Castellated: La dimos como sorpresa en el Benítez de Lugo y no nos pudo gustar más en su debut en España. Únicamente batida por una intratable Avenue D´Argent, presentó su candidatura a relevar a la hija de Kendargent en el trono de reina de nuestro turf. Seguramente le venga algo pronto este reto ante caballos muy rodados y más desarrollados, pero no es descartable que haya progresado lo suficiente en estas cuatro semanas como para colarse en la lucha por las colocaciones. Seguir muy de cerca.

- Publicidad -Campaña Housers 728x90

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here